Iso Syöte

Debido a su situación, Iso Syöte ofrece a sus visitantes una experiencia invernal única donde poder disfrutar de unas increíbles vistas de sus bosques nevados sintiendo la paz y silencio de la naturaleza. Como en la mayoría del resto de destinos en los viajes a Laponia, en Iso Syöte podremos disfrutar de emocionantes actividades en la nieve; desde paseos en trineos de husky, raquetas de nieve, conducir nuestra propia moto de nieve y también esquiar en sus pistas de esquí alpino o de fondo.

viajar-a-laponia-iso-syote-papanoelenlaponia

8 thoughts on “Iso Syöte

  1. Sandra 30. diciembre 2016 at 11:29

    Navidad 2016 en Iso Syöte
    La información sobre el viaje ha sido muy buena desde el inicio. Alojamiento correcto y comida con poca variedad, aunque buena Las actividades han sido muy bonitas, aunque la visita a la aldea de Papanoel justa de tiempo, actividades en general un 10. Un 10 al nuestro guia Javier. Ha sido una experiencia FANTASTICA. El precio es elevado pero acorde a los servicios. Saludos y felices fiestas. Sandra.

  2. Montse A. 4. enero 2016 at 18:29

    Navidades 2015
    Hemos viajado estas Navidades a Iso Syote, un sitio impresionante con paisajes espectaculares. La Información,reserva y organización desde el inicio, con Beatriz, ha sido de un trato buenísimo, atentos y respondiendo a todas nuestras dudas que pudieran surgir antes del inicio del viaje. Y una vez allí tanto el guía de Catai cómo los guías finalandesaes pendientes de que todo estuviera perfecto y sobre todo de que disfrutáramos. Para Javier, nuestro guía español de Catai, sólo tenemos palabras de agradecimiento, un guía espectacular, sin duda un 10 para él, que ha conseguido que este viaje sea inolvidable, GRACIAS por todo. Nosotros nos alojamos en una cabaña de troncos de madera (cabaña Kelo), lo que hace la estancia todavía, si cabe, más especial. Situada a unos 250-300 metros del hotel, dónde tenían lugar los desayunos y cenas, por lo que el único inconveniente de estar en la cabaña, es que hay que estar vistiéndose y desvistiéndose bastante a menudo, lo cual cansa un poco a los niños. Pero sin duda es lo que da parte de su encanto a este viaje. La temperatura es correcta y tienes tu propia sauna, y que te da tiempo a usar todos los días después de las excursiones; lo cual es perfecto. Nosotros éramos 3 adultos y un niño, e igual la cabaña queda un poco justa. En cuanto a la comida, era buffet. Había poca variedad pero estaba todo muy rico, y la cena especial de Nochebuena y Navidad estuvo genial!! Igual lo único que hemos echado en falta ha sido más fruta, pero no nos podemos quejar de la calidad de los alimentos. Las excursiones han sido un 10. Conducir la moto de nieve ha estado genial, pero ir de acompañante contemplando todo el paisaje nevado es impresionante; volviendo de noche por caminos estrechos entre árboles es muy bonito. Los niños van muy bien tapados, pero recomiendo los parches térmicos para pies y manos, con eso mi hija estaba muy calentita y no pasó nada de frío. El paseo en trineo de huskies es muy divertido, conduciendo el trineo, a los niños les encantó (y a los mayores también), al igual que el paseo en trineo de renos, igual un poco corto pero encantador, lo hubiéramos repetido de nuevo. Muy divertida la pesca en el hielo, y sobre todo la comida después, muy entrañable alrededor de una hoguera en una Kota, calentándonos los pies y cantando Villancicos mientras comemos una riquísima sopa. Decepcionante fue la visita a la Aldea de Santa Claus, 4 días esperando ese momento y lo único en lo que piensa ese Santa Claus es que pasen los siguientes, en 1 minuto ya te está diciendo adiós… Por eso esta excursión la doy sólo un 4, aunque luego el sitio es muy bonito y merece la pena visitarlo. Así, que si vais con niños, os recomendamos que el destino incluya la excursión de “en busca de la cabaña de Papá Noel”, porque en la Aldea lo único que hay por parte del Santa Claus es el “espíritu” comercial, no los niños, pero esto no es culpa de Catai. Por todo esto, sin duda recomendamos viajar con PapáNoelenLaponia y Catai tours, y una vez más gracias a Beatriz, por la organización, y a Javier por hacer que el viaje fuera tan especial, siempre tan atento con los niños y contándonos todo lo que sabe. Se ve cuánto disfruta de su trabajo!!! Montse

  3. Familia-Alvaro-Gonzalez 8. enero 2013 at 18:22

    Puntuamos 9.99 sobre 10. La información previa clara, concreta y precisa. Los guías (Nacho y Lola) fantásticos. Los monitores muy profesionales y divertidos (Lari es el Boss de Laponia).El programa de actividades completo y sin agobios:”Lo hicimos todo”. La atención a los niños excelente (!!Aprende Supernanny!!). Las Cabañas muy limpias, amplias y confortables (La sauna un invento “pal body”). La comida abundante y para todos los gustos.
    Ha sido un viaje estupendo para toda la familia, que recordaremos siempre, y que recomendáremos a todo el mundo y a cualquier edad.

  4. Hector 4. enero 2013 at 00:00

    Nuestra experiencia en Iso Syote ha sido absolutamente maravillosa. Días después de regresar del gran viaje que hemos disfrutado, nuestra familia pasa horas enteras hablando de todas las actividades y excursiones en las que hemos participado. Me gustaría destacar las sensaciones que hemos vivido con los huskies, que jamás olvidaremos, como tampoco perderemos el recuerdo en la memoria de las motos, los trineos de renos…

    Las cabañas son alucinantes, en un entorno inigualable. El equipo de monitores ha logrado que tengamos la sensación de haber compartido con unos amigos un destino único. Además las instalaciones, la atención del personal, la comida… simplemente excelente.

    La tención recibida por el equipo de papa noel en laponia ha sido tan destacable como el resto del maravilloso viaje que hemos disfrutado. En todo momento, desde antes de efectuar la reserva del viaje hasta nuestro regreso, y siempre con una sonrisa en la boca y una profesionalidad excepcional, nos ha resuelto todas nuestras dudas (incluso algunas que nisiquiera sabíamos que podríamos tener)

    Podemos afirmar que hemos disfrutado del viaje más maravilloso de nuestra vida

  5. Carlos 20. diciembre 2011 at 19:06

    Hace tan sólo unos días que hemos regresado de Iso Sÿote y mi hijo no deja de pensar que tal vez, si se porta muy bien, es posible que otro año podamos regresar a Laponia.
    Se trata de un viaje de lujo, y evidentemente el lujo es caro. En mi opinión el precio es elevado pero recompensado por la profesionalidad de los guias y las excursiones. Las cabañas son muy funcionales y la comida aceptable, no demasiado variada pero de gran calidad. La actuación de viaja con tu hijo ha sido ejemplar en todo momento y la organización de catai impecable. Se trata de un viaje de lujo, recomendable como una gran experiencia.

  6. Mª del Mar 14. diciembre 2011 at 16:12

    Hola, sólo deciros que ha sido un viaje apasionante, lleno de inquietudes, sobro todo por el tema temperaturas, pero es cierto que luego te das cuenta que una vez has llegado de vuelta, tampoco era para tanto, bueno os que ibamos muy concienciados.
    El guia muy bien, la estancia tambien y el resto creo que hay que vivirlo, así que animo a todo el mundo a que lo haga.
    Muchas gracias a todos los que haceis que este tipo de viaje sea tan facil de llevar a cabo.
    De verdad muchas gracias y Feliz Navidad para todos.

  7. Begoña 11. diciembre 2011 at 10:08

    Comentar que fue “el viaje” no lo olvidaremos nunca, lo pasamos fenomenal, el sitio impresionante, las cabañas, las excursiones, la guia … no tenemos queja de nada, todo lo contrario, pero quiero destacar la suerte que tuvimos con Stephani, la guia, una chica encantadora, con una mano para los niños increible y siempre pendiente de todos y de todo.
    Solo puedo deciros gracias, mil gracias por hacer de este viaje un recuerdo inolvidable para toda la vida.

  8. Oscar 9. diciembre 2011 at 21:52

    El día 3 de Diciembre iniciamos el mejor viaje de nuestra vida. Mis hijas, mi mujer y yo vivimos unos días mágicos en un destino espectacular. Cada día era mejor que el anterior. Me gustaría destacar el trabajo del guia que se preocupo en todo momento de solucionar hasta el más mínimo detalle. Claudia y Elena lloraron la mayor parte del vuelo de regreso y todavía hoy pasamos horas viendo las fotos y videos que grabamos. Jamás olvidaremos estos dias!

Deja un comentario